martes, 15 de noviembre de 2011

HACIENDO HISTORIA.

Eran las 6:00 de la tarde del 13 de noviembre y todo el municipio esperaba el resultado, empezaba el conteo, ya no había nada que hacer, sólo esperar y esperar. El trabajo ya estaba hecho y los votos en las urnas. Ya eran las 9:00 pm y todavía no había resultado claro, sólo rumores de un posible triunfo, sin embargo nadie celebraba, todo el mundo esperaba las cifras. Había casillas sin arrojar resultados, poco a poco cientos de simpatizantes se acercaban a la casa de campaña en señal de apoyo a su candidato. Cada casilla que cerraba era sinónimo de entusiasmo, no había globos, ni cuetes, ni banda esperando el resultado final, pero la confianza y la esperanza estaban presentes.